OCEANIA

En todas las Geografías se da el nombre de Oceanía al conjunto de todas las tierras diseminadas en el océano Pacífico, conjunto considerado como el "Quinto Continente". Pero este Quinto Continente se diferencia de los otros cuatro en que no es una extensa superficie de tiera rodeada por océanos y mares sino un extensísimo mar, el océano Pacífico, sembrado de millares de islas. Pero no a todas las islas y archipiélagos bañados por el ocáno Pacífico se les considera coomo parte de Oceanía; los geógrafos modernos, y Nueva Zelanda, ni el archipiélago filipino, ni las islas que constituyen la actual República de Indonesia, ni el Japón, ni las islas vecinas a las costas asiáticas y americanas. Queda así reducido el Quinto Continente a las innumerables islas que forman las clásicas divisiones denominadas isla de Nueva Guinea. Pero este concepto geográfico no ha sido ni es hoy admitido universlamente, razón por el cual consideramos como formando parte del Quinto Continente a la Federación Australiana y las islas de Nueva Zelanda. Caracteriasticas de los archipielagos de Oceanía es su reducida superfiecie terrestre comparada con el área en que sus islas componentes están diseminadas, fenómeno bien patente en los archipiélagos de las Carolinas, las Palaos y las Marianas. Por esta razón se dio el nombre de Micronesia a esta parte de Oceanía; y Polinesia a otra proción, en razón del grandísimo número de islas que en ella abundan; el nombre de Melanesia se dio a la zona cuyos habitantes tienen acentuado el color de su piel. La mayor parte de las islas de Oceanía son de origen volcánico; otras muchas que surgen en aguas marinas tibias superiores a 21º son de origen coralífero. La flora y fauna naturales están en la actualidad fuertemente modificadas debido a la introducción de plantas y animales exóticos para ellas, que trajeron los descubridores y colonizadores. Algunas especies vegetales tales como el cocotero, el taro y ciertos tubérculos prosperan en todas las islas. Animal frecuente en muchos archipiélagos es el cerdo salvaje, cazado por los naturales para alimentarse, dieta que complementan con el producto de la pesca. Los polinesios fueron de siempre los mejores navegantes del océano Pacífico; emplean en sus largos viajes maríttimos barcas más omenos primitivas provistas de balancines y para su orientación en alta mar, una especie de curiosos y originales mapas construidos con cañas delgadas y bastoncitos.

FOTOGRAFIAS                                                                                                                        PÁGINA INICIAL