Lo que se puede encontrar en Internet

Información y contenido, estas dos palabras se usan comúnmente para describir lo que Internet aporta, pero apenas cubren el amplio abanico de materiales que se pueden encontrar en línea. Las bibliotecas de todo el mundo publican innumerables libros, publicaciones periódicas y catálogos de referencia. Cientos de nuevos servicios de noticias ofrecen sucesos de todo el mundo además de resultados deportivos, informes de mercado, pronósticos del tiempo, todos actualizados permanentemente. Muchos museos y galerías ofrecen imágenes digitalizadas de sus colecciones. Centros culturales y de entretenimiento ofrecen una amplia variedad de imágenes y clips de vídeo y sonido. Cientos de miles de tiendas en línea hacen de Internet el más grande mercado que se pueda imaginar.

Internet es interactiva, proporcionando acceso a grupos y foros de discusión sobre miles de aspectos y asuntos de especial interés. Es un rápido y económico medio de enviar mensajes a nuestros amigos o familiares desde cualquier lugar del mundo. Y se puede jugar por ordenador con extraños que están a muchos miles de kilómetros de nuestra casa.

Considerando que esta escalofriante cantidad de material se ha acumulado en menos de diez años, sin estar mediatizada por organizaciones de ningún tipo, podría pensarse que es Internet es un batiburrillo sin orden ni concierto. En verdad, puede ser más atrevido buscar algo en Internet que en nuestra librería del barrio, pero hay montones de herramientas y recursos para encontrar lo que deseemos. Más adelante verá cómo usar esas herramientas y unos consejos sobre cómo moverse por Internet.

Los servicios de Internet

Hay docenas de herramientas para encontrar, recoger y publicar información en Internet, pero las tareas básicas pueden abarcarse con cuatro tipos de programas. (Las versiones recientes de los navegadores más extendidos, Microsoft Internet Explorer y Netscape Navigator, incluyen prácticamente todas ellas de forma que las distinciones entre ellos se hacen menos importantes, aun así es útil entender las diferencias.)

La tecnología básica que define la Web (Red) es el hipertexto, fragmentos de texto sensible que nos lleva a otra localización dentro de un documento – o a otro documento distinto, incluso cuando el documento esté en un servidor en otra parte del mundo. Como las imágenes también pueden actuar como enlaces a otros documentos, el término hipertexto ha sido superado a favor de hiperenlace, que ya puede incluir a esas imágenes o gráficos que actúan como enlaces.

Cuando hacemos clic sobre un hiperenlace, se activa en efecto una serie de interacciones. El clic genera una petición que se envía como señal electrónica al servidor donde reside la página web que solicitamos. De esta forma, la señal pasa de nuestro ordenador a través de la conexión (generalmente telefónica o por línea RDSI) a nuestro proveedor de Internet (ISP), y desde él por Internet al servidor remoto. El servidor remoto recoge la petición y responde apropiadamente, normalmente enviando la página web de vuelta por el mismo camino y finalmente se muestra en nuestro ordenador.


InicioAnteriorSiguiente